En una ficción inmersiva de realidad virtual, la interacción no desencadena la narración sino que la narración propicia la interacción, comentó María Cecilia Reyes.

Lo anterior es parte de la ponencia que forma parte del Webinar organizado por la Secretaría de Tecnologías de la Información de la FIME este jueves 23 de julio, con el nombre “Vivir la película: la ficción inmersiva interactiva”, a la que asistieron virtualmente una gran cantidad de maestros, alumnos y público en general.

El evento fue moderado y presentado por Ing. Sergio A. Ordóñez González, Secretario de Tecnologías de la Información de FIME.

La investigadora, guionista colombiana, con un doble doctorado en Humanidades Digitales de la Universidad de Génova, Italia, explicó brevemente la historia de las ficciones interactivas y de cómo fueron evolucionando desde las ficciones interactivas, libros con múltiples permutaciones, hiperlinks, hasta la realidad virtual que da origen al cine de inmersión interactivo, una experiencia individual en lugar de ser colectiva.

Comentó que existen dos tipos de interacción de la historia de inmersión, la cognitiva y la orgánica, en la primera el espectador tiene una experiencia interactuando según una toma de decisiones personales consientes, pero en la orgánica las historia toma una ruta dependiendo de las reacciones fisiológicas que tiene el espectador, ritmo cardiaco, respiración, sudoración o temperatura, donde el desarrollo final toma un curso inconsciente para el espectador.

“Estuve presentando mi prototipo a diferentes personas, a uno (el que se ve en la foto) tiene unos 75 años y tiene un marcapasos. Mientras él estaba viendo la película, fue muy interesante porque el señor logró sobrevivir y disfrutar la película… en un momento donde hay una escena en la cual cae un balde de agua  desde una ventana de un edificio bastante alto, vimos cómo se iluminaron los foquitos del control del marcapasos cuando cae el balde de agua y mira para arriba se asusta”, indica.

“¿Qué pasaría si nosotros conectamos al control del marcapasos al sistema y entonces la historia cambia con base al ritmo cardiaco de los que interactúan?”, agregó.

La Dra. María Cecilia Reyes también compartió el trabajo que se encuentra haciendo sobre una película de inmersión rodada con una cámara 360 que permite al espectador transportarse dentro del film por las calles de Génova en Italia, a la manera de una historia siguiendo a un personaje.

Señaló que este tipo de proyectos hacen al creador entrar en algunos conflictos escénicos pues el desarrollo de la dirección y la actuación son más parecidos al teatro que al cine, sin embargo la experiencia es en su opinión muy gratificante.

El film de realidad virtual interactivo que realizó “Zena” cuenta con 25 unidades narrativas, 30 escenas, 4 finales posibles (dos negativos y dos positivos), con más de 40 caminos distintos, alcanza una navegación máxima de 18 minutos y una mínima de 7 minutos, cuanta con subtítulos en inglés.

Para conocer más sobre el trabajo de la Dra. María Cecilia Reyes  se puede visitar su página en internet: www.xehreyes.net.

El Webinar es parte de una serie de ponencias a distancia de diversos temas que realizará la Secretaría de Tecnologías de la Información y que estarán disponibles gratuitamente para todos los interesados.